Pocas partes del cuerpo impresionan tanto como unas buenas espaldas. Son, desde luego, el centro de todas las miradas en una playa, algo que aporta entereza y da una imagen imponente.

La espalda es el segundo grupo de músculos más grande del cuerpo, después de las piernas, así que ya imaginas lo importante que es.

Cuando hablamos de “espalda” en musculación , o “ejercicios para espalda” normalmente nos referimos al músculo dorsal ancho, pero esto no es correcto.

En esta web hablaremos además principalmente de el Trapecio. Otros músculos más pequeños como los romboides también entran dentro de la ecuación, pero no nos centraremos en ejercicios específicos para ellos.

Los músculos lumbares, a pesar de estar situados en la espalda los trataremos a parte , junto con los abdominales como ejercicios del “core”.

Anatomía y funciones de la espalda.

Cómo ya dije, nos vamos a centrar en dos músculos, el dorsal ancho y el trapecio.

Dorsal Ancho: Es el músculo con más superficie del cuerpo humano, y uno de los más grandes y fuertes. Se origina en las vértebras, desde la sexta torácica hasta la quinta lumbar (desde el primer tercio de la espalda contando desde arriba hasta casi el final) y se inserta en el húmero.

Realiza el movimiento de extensión del brazo sobre el hombro (justo el movimiento antagónico al de flexión que realiza el dorsal mayor), la aducción sobre el hombro (el movimiento antagónico al de abducción del deltoides), y la rotación interna.

Es muy difícil aislar este músculo en un ejercicio, pero uno de los ejercicios con los que centraremos más es esfuerzo sobre él será el remo con mancuernas.

Trapecio: Es un músculo grande , plano y con forma, como su nombre indica, de trapecio, que tendría sus 4 esquinas en el cuello, la parte central de la espalda a media altura, y las clavículas.

Se puede dividir en tres porciones, el trapecio superior, el medio y el inferior. Cada porción realiza distintas funciones.

Para lo que nos interesa en esta web lo vamos a simplificar. Para que os hagáis una idea, la porción superior realiza la elevación y la rotación del omóplato, la porción media la aducción del omóplato, y la porción inferior la rotación de este.

Al tener tres cabezas con funciones tan diferenciadas se pueden hacer ejercicios para aislar cada una, por ejemplo, con los encogimientos de hombros, como estamos elevando el homóplato, aislaremos la porción superior del Trapecio.

El trapecio inferior y el medio los entrenaremos más con otros ejercicios , como los remos.

Deja un comentario


© 2013 Ejercicios para Espalda. Todos los derechos reservados. Política de Privacidad
%d personas les gusta esto: